Consejos para coser tejidos delicados

Consejos para coser tejidos delicados

Algunas telas pueden ser muy difíciles de trabajar a pesar de tener un aspecto suave y liviano. Seguro que te has topado más de una vez con problemas de deshilachado, arrugado, flacidez, dificultades de estiramiento, etc.

Estos son algunos de los problemas más comunes que encuentras al coser telas delicadas. Puede ser muy frustrante trabajar con ellas. Pero si sabes qué esperar, tratarlas no será más difícil que trabajar con cualquier otro tipo de tejido.

Lo primero: ¿a qué nos referimos cuando decimos que una tela es delicada?

Los tejidos que, por lo general, son más frágiles (transparentes, con mucha caída, etc.) son catalogados como delicados. Pueden fabricarse casi con cualquier tipo de fibra: algodón, lino, seda, nylon, etc. Incluso pueden ser de tejido suave o de punto elástico.

Lo común y complicado de todas estas telas es que se estiran mucho al bies, son resbaladizas y se mueven mientras las coses. Además, su ligereza no permite que se traten de la manera habitual. Entonces ¿cómo puedo coser estos tejidos delicados?

¡No te preocupes! Hoy te tenemos 8 consejos fáciles para que al coser con tejidos delicados tu proyecto sea todo un éxito.

1.    Trátala con cuidado

Si no tienes cuidado, tu tela tomará un aspecto terrible después de cortarla y coserla. De hecho, la tela puede estropearse completamente. Así que lo ideal es que tengas muchísimo cuidado en cada uno de los pasos que des para manipularla.

Después de cortar y coser, tu delicada tela puede verse muy diferente a como era antes de hacer todo eso.

2.    Escoge el patrón correcto

Puede parecer obvio, pero cuando hablamos de telas delicadas no siempre es así. Lo ideal son los patrones que tengan menos costuras, ya que cuantas más costuras coses, más se daña la tela.

Además, el patrón no debe ser para prendas ajustadas, ya que estas tensan las costuras y se corre el riesgo de que la tela se deshilache o se arrugue. Teniendo esto en mente, las chaquetas y pantalones ajustados no son adecuados para este tipo de telas, los vestidos por el contrario son espectaculares.

3.    Cuidado al cortar

Utiliza siempre tijeras muy afiladas antes de cortar un tejido delicado. Si las tuyas no están suficientemente afiladas, afílalas antes de comenzar. Corta estas telas como si de una sola capa se tratase.

Aquellas que parecen gruesas están hechas de hilos delicados que se pueden deshilachar si no las cortas bien. Es probable que termines cosiendo los bordes del patrón para que no se rompan o deshilachen.

4.    Considera usar un estabilizador

Puedes estabilizar telas delicadas de diferentes maneras, hay muchas opciones. Puedes hacerlo con capas de papel tisu intercaladas en la tela o usando almidón en aerosol. Sea la que sea la que uses, el objetivo es darle rigidez al tejido para evitar que se resbale.

Los alfileres tienden a caerse o salirse en este tipo de telas. Con el estabilizador estas herramientas se mantienen, facilitando así el trabajo.

5.    Presiona con cuidado

Coser y presionar “van de la mano”, no puede uno darse sin el otro. Pero al presionar las telas finas, sus fibras pueden dañarse con mucha facilidad. Un paño de prensa y la temperatura correcta te darán un resultado espléndido.

6.    La longitud de puntada correcta

Aunque es difícil dar con la puntada correcta, la práctica y el tiempo te la darán. Una puntada muy corta perforará mucho más la tela, y una demasiado larga puede significar un mal acabado.

Un truco, que puede ayudarte a medir la longitud correcta, es probar la puntada con un trozo de tela, antes de probarla en el tejido principal.

7.    Utiliza siempre una aguja nueva

Siempre que inicies un proyecto con telas frágiles lo mejor es cambiar la aguja. Las agujas nuevas son más afiladas y no se engancharán a la tela con facilidad. Si vas a coser a máquina, una aguja de tamaño 70/10 es lo ideal. Estas son más punzantes y finas, permitiéndote trabajar mejor la tela al mismo tiempo que le da un buen acabado.

8.    Realiza puntadas manuales siempre que sea posible

Coser a mano siempre dará un acabado más delicado en este tipo de telas. Además, los dobladillos cosidos a mano permitirán una manipulación más cuidadosa de la tela delicada.

Esperamos que te hayan gustado estos ocho consejos para coser tejidos delicados. Para este tipo de tejidos, nosotras te recomendamos utilizar la aguja “Microtex” de Schmetz. Si quieres más información al respecto, puedes echarle un vistazo a este artículo en el que hablamos sobre una “Guía para conocer las agujas de coser”.

Si tienes alguna pregunta o comentario, no dudes en ponerte en contacto con nosotras. Estaremos encantadas de ayudarte. Pide cita en nuestra web desde AQUÍ y te asesoraremos en tu costura.

Sin comentarios

Dejar un comentario

¡Empezar a hablar!
1
🧵 ¿Podemos ayudarte?
Hola 👋😊
¿En que podemos ayudarte?